domingo, 6 de mayo de 2012

Adrar Bou Ouzzal (3901 m.) - Alto Atlas.


Llegando al refugio Louis Nelter, mucho frío...


Chilaba y cachimba

Brillante cirujano
con brillante porvenir
deslumbrado por el brillo
"acabao por el anis"
pero ha llegado la hora
me ha costado decidir.
Y es que estoy bastante harto
de esta vida occidental
el dinero no me llama
quiero ser espiritual
casarme con 4 mujeres
y fumar mejor que aqui.

Adiós adiós mundo cruel
me voy a Marruecos para nunca volver
colgar el batín, cambiar bisturí por
chilaba y cachimba.

Una vez que llegue al moro
me mandáis el cheque alli
que no pase lo de siempre
y que me tenga que venir
que nadie malinterprete
pero hay que sobrevivir.

Adiós adiós mundo cruel
me voy a Marruecos para nunca volver
colgar el batín, cambiar bisturí
por chilaba y cachimba.

(M Clan)



Julio Llamazares, en su último libro Las Rosas de Piedra, se define a si mismo como "el viajero", esa es la filosofía que nos gusta, viajar a la antigua, sin planes, sin ir en grupo, sin guías, todavía dejándonos sorprender por lo que nos muestre el camino, hacer lo contrario del turista, esa especie tan habitual en nuestros tiempos, que mira pero no ve, que va conducido por un "guía-pastor", perfectamente integrado en un rebaño humano y que es capaz de ver ocho países en dos días y todavía martirizarte mostrándote cientos de fotos de lugares que ni se acuerda cuales son.

Una brillante tarde de final de abril, llegábamos a Tarifa, la idea era hacer recorrido en tren desde Tánger a Marrakech, y de allí, dirigirnos a las montañas del Atlas, sin embargo, este año, una climatología adversa hizo que tuviéramos que cambiar nuestros planes sobre la marcha, quedarnos unos días en Marrakech, ir a Essaouira, Agadir, y finalmente, el 29 de abril, con un pronóstico ya pasable, tirar para la montaña.

Según nos han contado, este invierno ha sido especialmente duro por aquellas latitudes, desde mediados de noviembre, la nieve ha sido constante a partir de Sidi Chamharouch (2310 m.), y se han alcanzado temperaturas bastante frías, sin embargo, cuando nosotros llegamos, la nieve era ya escasa, no se puede pedir más a una cordillera que está a las puertas del Sahara, sin embargo, de calor nada, temperaturas a raya, alguna nevada, y un viento endiablado que nos ha complicado bastante la vida.



Embarcando con los mochilones en Tarifa, el lugar más insospechado para cargar con todo el equipo de montaña. 


El Estrecho de Gibraltar, que en pocos kilómetros separa dos mundos totalmente diferentes (aunque cada vez menos, eso de la globalización avanza que es un gusto...).


Viajando en trenes que van hacia el sur...



Por fin, el 29 de abril, llegábamos a Imlil, el "Chamonix marroquí", allí nos encontramos con viejos conocidos, los guardas del refugio Nelter, Omar, que ahora tiene un bar, y después de tomar el omnipresente té con menta, ("la prisa mata, amigo"), alquilamos mula, cargamos los bultos, y a caminar los 14 km y 1520 m. de desnivel que nos separan del refugio Louis Nelter.


...Haciendo amistades.



El vergel de Imlil, con el murallón del Atlas al fondo.


Pequeños pueblos desperdigados en valles.


Aremd (1910 m.).


Bosquetes de sabinas, el único árbol capaz de soportar este clima árido y extremo.


Sidi Chamharouch


La magia del agua, un milagro en estas latitudes.


Cojines de monja, este arbusto espinoso es muy abundante, el sustituto de nuestras molestos brezos y escobas.


A poca distancia del refugio, mucho viento, frío y ligera nevada (menudo recibimiento).


 Refugio del Toubkal (3207 m.).


Una vez en el refugio, después de cenar, pensamos en la ruta del día siguiente, y nos decidimos por el Bou Ouzzal, una cresta que presenta una dificultad técnica interesante (pasos de IIIº), y es muy poco visitada, ya que no alcanza la cota mágica de los 4000 m., por contra ofrece excelentes vistas al Lago de Ifni, una auténtica reliquia glaciar.

Una brillante mañana del 30 de abril, iniciamos la caminata por el valle de Assif n´Issogouane, camino del Tizi n´Ougane.


Poca nieve, mucho hielo.


Mercedes marcando el paso.


El Tizi n´Ougane (3700 m.), al fondo se distingue la línea marrón del Sahara.

Primera cumbre del Bou Ouzzal  (Iº+)


Segunda cumbre (IIº, algún paso de IIIº), y el recorrido de la cresta que realizaremos.


Mercedes toda feliz, joder, 67 años que tiene la moza y como tira para arriba...


Las cumbres del Ras y el Timesguida, viejos conocidos...

Algún paso expuesto, muy mala roca, literalmente se deshace en las manos.


Me encantan estas dos montañas...


El Lago de Ifni, una auténtica reliquia glaciar a las puertas del desierto.


El Igger n´Abdeli (3810 m.), esta montaña se nos ha metido en la cabeza...

...Otra vista del  "oculto" Lago de Ifni, bastante difícil de ver, salvo desde esta montaña.

La cara sur del Toubkal, desde la segunda cumbre del Bou Ouzzal.

La doble cumbre del Afella (4040 m.), Biguinnousenne (4002 m.) y el Tadat (3870 m.).


Sigue habiendo tramos muy aéreos, donde no hay nieve, el terreno es una mezcla de roca muy degradada y arena.


¿Y yo aquí que leches estoy señalando?

5 comentarios:

Javier González dijo...

Qué gozada de viaje!!! ya escudriñé en su día tus reportajes sobre el Atlas y veo que volvéis a la carga. Además lo del viaje por la zona atlántica... tengo gratísimos recuerdos. Supongo que haréis mas entregas de la zona. Las estaré esperando impaciente. Que sigais disfrutando de vuestro singular "VIAJE"...viajeros!!

Juanma dijo...

Impresionante Valentín. Impresionante!!!
Una duda...¿habeis tenido mal de altura en algun momento?
Y el tema de la jamada, ¿que tal? podiais hacer referencia a ello?
Un saludo pareja y enhorabuena.

sherpa dijo...

Una pasada Valentín!!!
Es actual? porque veo muy poca nieve, tenía en la agenda subir con esquís pero veo que esta no sería la época.
No conozco la zona y me has despertado el gusanillo.
Un saludo.

Valentín. dijo...

Javier González: Todavía hay un par de entregas pendientes, en lo que queda de semana las colgaré, de todas formas, esta ascensión ha sido la más interesante, porque el Toubkal, aparte de ser el techo del norte de Africa, no tiene demasiada chicha.

Juanma: Pues mal de altura, como tal, no hemos tenido, si que sentimos algo de dolor de cabeza, sobre todo al despertar, y una sensación de subir las cuestas a "ralentí", mucho mas despacio de lo normal, me imagino que estos síntomas desaparecerían con una adecuada aclimatación, porque estábamos mucho mejor conforme iban pasando los días.

La jornada son unas 4-5 horas para subir de Imlil al refugio (y si tardas 6 no pasa nada, entra dentro de lo normal), y para hacer el recorrido de la cresta, unas 5 horas desde el refugio (3 horas si no subes mas que al primer pico, que además es el más alto).

sherpa: Las fotos son de ahora, de todas formas te comento.
El peor recorrido para subir con esquís es el Toubkal, es una montaña que la pega mucho el viento y lo mas normal es que desde el collado no haya nieve nunca, en cambio tanto el Ras, como el valle que da acceso al Akioud, el corredor por el que se accede al Clochetons y sobre todo, el Plateau del Tazaghart (refugio Lépiney), acumulan muchísima nieve.
Sin embargo, venir a estas montañas a hacer travesía a partir del 15 de abril es una lotería.

Monchu dijo...

Muy guapa Valentín, la zona del Atlas la tengo pendiente, a ver si cae no tardando mucho. Eso si, aunque supongo que haríamos algo más, el Toubkal seguro que caerá.
Un saludo pareja